Kiory Stores

Qué es la tasa de rebote y cómo afecta al SEO

INICIO / Contenidos / SEO / Tienda online Qué es la tasa de rebote y cómo afecta al SEO

Si mal no recuerdo, el tema de hoy ya ha sido nombrado en algunos post. Por una razón o por otra, la tasa de rebote a salido nombrada en muchas ocasiones, pero creo que nunca la he definido como tal. ¿Qué dueño de tienda online no se ha pasado horas y horas delante del ordenador, pensando en como solucionar la poca estancia de los usuarios en sus páginas?

Hoy, os explicaré en qué consiste la tasa de rebote, en como afecta al SEO y en cómo podemos intentar enmendarla un poquito. ¿Os apuntáis?

Qué es la tasa de rebote

La tasa de rebote, también conocida como porcentaje de rebote, es una métrica que nos muestra el número de visitantes que abandonan nuestra página web.

Las razones de ese abandono pueden ser muchas y muy variadas, desde no encontrar lo que buscaban, hasta que el diseño de la página les sea desagradable o la usabilidad de la misma no sea la adecuada.

Se consideran rebote todas aquellas visitas que entran en una página y que la abandonan sin clicar en otro link, ni llevan a cabo ningún tipo de interacción en ella.

Esta métrica suele utilizarse para medir la satisfacción de los usuarios con lo que les presentamos, la manera en que esta construida la web, el diseño y de alguna manera los productos que ofrecemos en el caso de ser una tienda online.

Cómo reducir la tasa de rebote

La tasa de rebote depende directamente del comportamiento de los usuarios, modificar ese comportamiento es prácticamente imposible, así que la mejor solución que tienes es hacer pequeños cambios en tu web y asegurarte se que estos son del agrado de los usuarios.

El primer paso para reducir la tasa de rebote es estudiar nuestras analíticas. Conocer las páginas por las que los usuarios suelen llegar, en las que suelen salir y cuánto tiempo permanecen en cada una de ellas. Una vez tengamos esos datos, podremos hacernos una idea de cuáles son los fallos que puede tener nuestra web y en base a esa información hacer los cambios necesarios.

Los cambios a realizar pueden ser muy variados: En el caso de que los usuarios permanezcan muy poco en nuestra página, sea cual sea el apartado por el que entren, eso puede darnos una pista sobre que lo que falla tal vez sea el diseño. Reordenar los contenidos, mejorar la usabilidad y cambiar el esquema de colores, sería una buena manera de intentar mejorar la tasa de rebote en este caso.

Es importante que todos los cambios que realicemos los hagamos pensando en los usuarios, en cosas que estén destinadas a hacerles la vida más fácil y a que puedan conseguir lo que buscan con los mínimos “clics” posibles.

Otra manera de intentar mejorar la tasa de rebote es intentando captar la atención de los usuarios de una manera más visual. Ya hemos dicho muchas veces que vale más una imagen que mil palabras, los estímulos visuales son mucho más atrayentes que los textos, por muy cortos que estos sean. Intenta incluir imágenes bonitas y vistosas en tu página y tal vez consigas que algunos usuarios permanezcan más tiempo en ella. Recuerda que esas imágenes tienen que ir acorde a lo que estas presentando, no vale poner algo llamativo que nada tenga que ver con tu contenido.

¿La tasa de rebote afecta al SEO?

La respuesta es sí. Google valora mucho el tiempo de permanencia de los usuarios en cada página, considera que si un usuario pasa poco tiempo es porque el contenido no es bueno o no le interesa. Para ayudar a controlar este indicador google analytics pone a nuestra disposición la opción de establecer un tiempo límite. Ese tiempo límite nos permite establecer a partir de cuanto tiempo de permanencia del usuario no consideramos que esa visita sea rebote.

Cambiar ese tiempo límite no cambiará el comportamiento de los usuarios, pero sí que nos ayudará a que Google no nos penalice tanto en ese aspecto.

Como hemos visto, la tasa de rebote es una de las métricas más importantes de cara al SEO. Google da importancia a la calidad de los contenidos que ofrecemos y estos, los mide mediante el tiempo que los usuarios permanecen en la página. No tener definido un tiempo límite de permanencia acorde con nuestra actividad, puede darnos una tasa de rebote altísima y eso afectar a nuestro ranking en los resultados de búsquedas.

Es importante llevar un control habitual de la tasa de rebote y mejorar nuestra página en todo lo que podemos para reducirla al mínimo posible.

Desde Kiory nos gustaría saber ¿Soléis salir rápido de las páginas a las que llegáis de casualidad o pasáis un rato hechando un vistazo a su contenido? Dejadnos vuestras respuestas en los comentarios. ^^

¡Comparte este post en tus redes sociales!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

shares