Kiory Stores

Qué es una lovemark y cómo conseguir ser una

INICIO / Marketing / Marketing online / Redes sociales Qué es una lovemark y cómo conseguir ser una

Hace unas semanas salió el termino “lovemark” en uno de los post. En aquel momento no le di más importancia pues creía que el termino se explicaba por si solo, pero visto lo visto, creo interesante darle un pequeño repaso a la definición y al desarrollo de las “lovemark”.

El propio termino se explica bastante bien, pero para aquellos que vayáis un poco más perdidos os adelantaré que las “lovemark” no son mas que marcas que consiguen ser algo “especiales” para sus compradores. ¿Queréis conocerlas más? ¡Pues empezamos!

Qué es una lovemark

Antes de empezar con la definición en profundidad creo que es necesario que todos entendamos qué es una marca. Una marca no es mas que una identidad comercial que se relaciona a productos y servicios concretos.

A partir de ahí podemos entender que cuanto más grande sea una marca, más capacidad y necesidad tendrá de reinventarse, para poder seguir creciendo y satisfacer a sus seguidores como merecen. Dentro de estos términos Kevin Roberts, CEO de Saatchi & Saatchi worldwide, dijo que uno de los principios básicos de las grandes marcas era crear relaciones con el consumidor, mas allá de sus productos o servicios. Ser simplemente diferente, atractiva e innovar ya no sirve, una gran marca tiene que enamorar a sus seguidores.

Creando ese “enamoramiento” es como una marca se asegurar la lealtad de los consumidores y consigue sobrevivir y seguir creciendo ante sus competidores.

Este nuevo punto de vista rompe con lo anteriormente establecido, que decía que había que posicionarse en la mente de los consumidores para ser reconocidos; ahora no basta con eso, hay que llegar hasta su corazón y crear un vinculo emocional y sentimental con ellos.

Las marcas que se rigen por este nuevo concepto, creando lazos emocionales con sus consumidores con la intención de fidelizarlos, es lo que se conoce como lovemark.

Cómo crear una lovemark

Para crear una lovemark, es necesario crear una conexión especial con nuestros clientes, llegar a su corazón a través de los sentimientos. La mayoría de estrategias se basan en generar tres sentimientos básicos: intimidad, sensualidad y misterio, los tres igual de válidos y efectivos.

Veamos los pasos a seguir si queremos que nuestra marca se convierta en una lovemark:

1.- Definir la marca: Lo primero que deberemos hacer, es definir nuestra visión sobre las cosas, los valores que como marca queremos representar y lo que queremos aportar a nuestros consumidores. Una vez tengamos claras esas tres cosas, deberemos idear la manera de transmitirlas a través de nuestros productos, ya sea mediante políticas de empresa, acciones, publicidad o el envoltorio, ya que ese será nuestro principal puente con los consumidores.

2.- Elegir un nicho específico: Existen marcas que ya de por sí están restringidas a un nicho de mercado específico a causa de la naturaleza de sus productos, pero hay otras que no, que la gama de sus productos y servios es tan amplia que se mueven por más de uno. Estas marcas deben seleccionar uno de esos nichos específicos para centrarse en el, ya que así sus esfuerzos serán recompensados mucho antes y de manera más eficiente. Cuanto más especiales se sientan los consumidores de un nicho específico, más puntos tendremos para convertirnos en su lovemark.

3.- Analiza las emociones: Es importante que analices el tipo de emociones que generan tus productos y te concentres en las más positivas. Poténcialas y sácales todo el provecho que puedas, intenta llegar a tus seguidores a través de ellas e intenta vincular tu marca.

4.- Vincula tus productos con tus clientes: Vincular tus productos a los consumidores es muy importante ya que así, el lazo que tus clientes crearan con tu marca será más fuerte. Para hacerlo puedes valerte de eventos o acciones que exploten los sentimientos y emociones a los que quieras vincularte, de crear experiencias para los usuarios que les despierten emociones concretas o de potenciar tu identidad corporativa dentro del mercado.

5.- Diferénciate de tu competencia: No busques copiar a tu competencia, todo lo que tu marca haga para intentar convertirse en una lovemark, tiene que ser capaz de aportar un valor diferencial respecto a tu competencia y un valor añadido para tus clientes.

Es muy importante ser constante en la realización de todos estos puntos, ya que convertirse en una lovemark no es fácil y puede que no nos salga bien a la primera. Con trabajo duro y perseverancia y poniendo todo el mimo que podamos a nuestra estrategia, lo conseguiremos.

Como hemos visto, el concepto lovemark no es más que una ampliación con un enfoque diferente del concepto de marca de toda la vida. El mundo evoluciona y desde el boom de internet y las redes sociales, más rápido que nunca, el concepto lovemark es una adaptación de las marcas a este mundo cibernético cada vez más sobre saturado de publicidad. La conexión real entre marca y consumidor es cada vez más complicada y por eso es necesario redefinir las bases que hasta ahora todos conocíamos.

Desde Kiory nos gustaría saber ¿tenéis alguna lovemark? ¿cuál? Dejadnos vuestras respuestas en los comentarios. ^^

¡Comparte este post en tus redes sociales!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

shares